Willkommen auf den Seiten des Auswärtigen Amts

100 aniversario del fin de la Primera Guerra Mundial

Representantes del cuerpo diplomático y autoridades locales

Representantes del cuerpo diplomático y autoridades locales, © Embajada de la República Federal de Alemania en Malabo

19.11.2018 - Artículo

Con motivo del Centenario del fin de la Primera Guerra Mundial y de la restauración  del  monumento alemán situado en el barrio de Sta. María II el 9 de noviembre de 2018 se realizó el acto de conmemoración del armisticio y fin de la Primera Gran Guerra.

El monumento está situado en la plaza situada frente a la delegación del INSESO en Sta María II y ha sido restaurado por la empresa Elite, gracias al apoyo del Ayuntamiento de Malabo que también ha trabajado en la preparación del evento. Acudieron numerosas autoridades como embajadores y encargados de negocios de Francia, España, Turquía y Gran Bretaña, así como autoridades locales: El Excelentísimo Ministro de obras públicas, viviendas y urbanismo, Sr. Diosdado Nsue Medja, y la Excelentísima Alcaldesa de la Ciudad de Malabo, Señora  Maria Coloma Edjang Mbengono, representantes de partidos políticos y de la Iglesia Católica.

Al final del acto las personalidades y autoridades que asistieron al evento tuvieron un refrigerio con los vecinos de la zona, pues este monumento es parte de su historia además de su día a día:  el monumento está alzado a las víctimas de las guerras y se encuentra sobre un antiguo cementerio de la escasa guarnición alemana que defendía su colonia del Camerún, derrotada por las tropas aliadas al cabo de casi dos años. Al final de la guerra estos alemanes decidieron internarse en el territorio neutral de la entonces Guinea Española. Los alemanes, junto a sus soldados africanos y miles de familias camerunesas, se presentaron en el puesto fronterizo de Río Campo el 4 de febrero de 1916. Se establecieron en las playas cercanas a Bata, entre los cocoteros que crecían junto al mar.

Más tarde el gobierno colonial español trasladó a todos los alemanes (soldados, civiles, misioneros) y los soldados cameruneses con sus familias a la isla de Bioko donde serían mejor atendidos de respecto a las normas del derecho internacional.


El monumento recuerda esta historia común que une Alemania con Guinea Ecuatorial, Camerún y España y su restauración pretende abrir  al barrio parte de su historia y por qué no en un futuro formar parte de un circuito histórico-turístico para todos los visitantes.

El Embajador alemán con la Embajadora de Turquía ante el monumento
El Embajador alemán con la Embajadora de Turquía ante el monumento© Embajada de la Rapública Federal de Alemania

Inicio de página